“Poner a la ciudad entre las mejores de la provincia”

Marcelo Racca es uno de los precandidatos a Intendente que irá a internas en las próximas elecciones dentro del Frente Progresista Cívico y Social.

En una charla extensa, el actual Concejal habló de todo. De la campaña que está llevando adelante recorriendo la ciudad y del apoyo del gobierno de Miguel Lifschitz.

También, se refirió lo que pasó dentro del partido a nivel local y expresó además sus expectativas de caras a lo que viene.

“Estamos haciendo un trabajo de militancia, caminando casa por casa y viendo principalmente que quiere el vecino. Estamos con Liliana (Iztueta) y con un gran grupo de trabajo, considerando que nosotros no podemos hacer una plataforma propia, sino una plataforma acorde a lo que tiene la ciudad. Y le estamos preguntando a la gente como le gustaría ver una ciudad mejor”, comenzó explicando.

En continuado, agregó: “A partir de la democracia del año ’83, hubo dos Intendentes. Uno fue Ángel Mateo Rossi, que con muy poco hizo los servicios básicos y después otro, del mismo color político a nivel nacional, que fue Fernando Almada con el Kirchnerismo, que hizo una gran cantidad de obras de infraestructura. Ahora, venimos nosotros para colocar a El Trébol en un gran lugar en la provincia”.

Proyectos para la ciudad

“Tenemos una conexión y un diálogo directo con el gobernador y queremos que nuestra ciudad sea el eje de todo esto. Por ejemplo, queremos industrializar a El Trébol. Queremos traer industrias y conquistarlas a que vengan acá, para que la gente tenga mano de obra, así esa mano de obra sea volcada al comercio local. Ya hemos traído ayuda a comercios locales y a industriales y estamos trabajando muchísimo en eso. Creemos que la única forma de trabajar y de hacer un pueblo grande, es volver a los orígenes de trabajar entre todos y es comunicarnos. No es con grandes títulos, sino con un pueblo unido. Es con el ama de casa que barre la vereda, es con el maestro, es con el médico, con el ‘changarín’, es con todos. Queremos sentir otra vez ese olor a pueblo. Con doctores y contadores hacemos grandes clínicas privadas, pero con todas las personas que integran el pueblo podemos ayudar a hacer grandes cosas y grandes proyectos”, se explayó el edil del Frente.

“Creo que tenemos una cuestión problemática a nivel país, no solamente a nivel ciudad y tenemos que ayudar a la gente. Debemos dejar de hablar de cuestiones mágicas y empezar a hacer. Ahora dentro de unos días vamos a entregar 17 microemprendimientos. Además, trajimos un millón 300 mil pesos a CAFyPEL para que la industria deje de trabajar pocas horas y pueda cumplir la cantidad de horas, con el objetivo de que el industrial pueda seguir trabajando, pero también que el empleado pueda llegar a su casa y pueda pagar el alquiler y llegar a comer. Queremos ver el producto terminado, el vaso lleno y a un pueblo todo junto”, puntualizó.

El apoyo del gobierno provincial

“Más allá de ser una ventaja, creo que es fundamental. Yo de Concejal llevo a una persona que fue 30 años Directora de una Escuela. Que conoce al chico que no tiene para comer al mediodía y al que tiene muy buena disciplina y que se merece un legado. Conoce al que fue abanderado, pero también al que no pudo llegar a la escuela porque vivía en una calle de tierra. Yo busqué para el grupo esta gente que es preponderante y esta gente preponderante, como lo es Liliana Iztueta, es con quien le llevamos inquietudes a la provincia. Pero no formadas de contexto vacío, sino inquietudes básicas y de terreno con las que estamos todo el día trabajando. Creemos que este diálogo directo y fluido le sirve realmente al vecino de El Trébol. ¿Por qué? Por las viviendas que podemos traer, por los barrios que se pueden llegar a construir, ya que sabemos que 800 familias no están teniendo vivienda y por muchas cosas más”, remarcó Racca.

“Somos progresistas”

Siguiendo con sus conceptos, el precandidato hizo hincapié en el acompañamiento para con el actual Intendente y también dejó en claro su propia idea de trabajo y la de su grupo.

A su vez, dijo que “no se puede estar bien con Dios y con el Diablo”.

“Creemos que, mientras esté Fernando Almada como Intendente, tenemos que apoyarlo y traer cosas para la ciudad, preguntándole a él que es quien está llevando la municipalidad adelante. Porque vemos la política de otra forma y somos progresistas. No creemos que podemos estar con un gobierno provincial y nacional a la vez, porque la gente tiene que saber lo que es el progresismo y lo que es el neoliberalismo, que es el gobierno nacional. Y por ahí vemos a gente que quiere quedar bien con Dios y con el Diablo, sólo por un puñado de votos. Pero nosotros somos diferentes. Tenemos doce años que nos avalan de estar en el Frente Progresista Cívico y Social y no nos estamos cambiando según lo que diga la gente o los votos que agarramos. Nosotros tenemos el apoyo del gobernador porque hemos trabajado para eso, porque creemos en un gobierno progresista. Vemos que a la gente se la confunde y que estamos con todos. No se puede estar con todos. O estamos con unos o estamos con otros”, relató.

“Se olvidaron de llamarme”

Marcelo habló de lo que pasó en la previa a la conformación de cada una de las listas y dijo que desde el partido se olvidaron de él.

“Nos llevamos una desilusión muy grande. No fuimos invitados a ver como organizábamos la interna radical. Se ve que el Presidente del partido se ha olvidado de llamarnos o habrá tenido cosas más interesantes que hacer que llamar a los candidatos de El Trébol, tanto a ‘Carlitos’ (De Lorenzi) como a mí. Y Carlos también se olvidó de decirme que iba de candidato a Intendente. Yo siempre he respetado estamentos, fui dos veces de Concejal detrás de Marcelo Turletti, luego cuando nadie quería ir contra un Fernando Almada pujante y con obras, fui aunque sea a sacar 200 votos, pero a defender algo. Se ve que todo eso que hice no sirvió demasiado porque hoy, de buenas a primeras, se pusieron enfrente unas cuantas personas”, especificó.

“Lo único que mantengo sobre todo es el respeto a la gente que me acompaña y que me ayuda. Esta alegría del votante, esta alegría del grupo y de decir quienes somos. Somos la gente que representa a un pueblo que es pujante y que tiene ganas de más y que no se atreve a hacer los ‘chanchurros’ políticos para permanecer en el poder. Somos un grupo progresista, que va para mejorar el pueblo y ponerlo entre uno de los mejores lugares de la provincia”, manifestó.

Expectativas

“El 13 de agosto me imagino una noche victoriosa, alegre y brindando entre todos. Una noche llena de pueblo y con ese olor a sudar la camiseta, como fueron todas mis elecciones. Siempre he transpirado la camiseta y por eso no me han dado lugar a especulaciones políticas. Hay mucha gente que puede estar muy bien vestida y especulando políticamente para donde tiene que agarrar. Me imagino festejando y festejando más allá del resultado, representando a una parte de mi querida ciudad. Sin especular, yendo por el progresismo, con un grupo de trabajo que me apoya incondicionalmente y creyendo, sobre todas las cosas, que la política no se hace solamente a través de clínicas privadas con dos médicos y un contador, sino que se hace con el pueblo, con la confianza y con la fe. Creo en la política desde ese lado. Y estoy contento porque la gente me abre la puerta, me pregunta y me da el apoyo. Estoy inmensamente feliz”, finalizó Racca.