¿HÚMEDO O SECO? – Despejá dudas sobre la separación de residuos

La separación de residuos en origen ya lleva un tiempo en la ciudad y más allá de la práctica y el ejercicio diario, a veces surgen dudas sobre dónde depositar determinados objetos. Si van en los húmedos o en los secos.

Por eso, semanas atrás, desde el municipio se realizó una consulta en las distintas redes sociales para que la comunidad las despeje y pueda realizar la separación de manera correcta.

Tras tomar las referencias, la coordinadora de la GIRSU, Ing. María Lina Pagliano, junto a uno de los separadores, Fabricio Meneguzzi, explicaron en un video la importancia de la separación, dónde disponer cada residuos y cómo debe llegar la bolsa a la planta.

¿Por qué separar?

«Es importante separar porque estamos tratando al residuo como un recurso, es decir, que estamos fomentando el cuidado del medio ambiente, la salud de la población, la inserción a la economía de personas que estaban trabajando en los recicladores informales y contribuimos en la parte social», señaló la profesional.

Por su parte, Meneguzzi agregó: «Muchas veces tomamos que todo lo que desechamos es basura, y en realidad son residuos y tenemos que hacernos cargo. No sólo dejarlos en la vía pública para que un recolector se los lleve, sino también hacernos cargos de cómo llegan a la planta. Somos un equipo entre los ciudadanos de El Trébol y los trabajadores de la planta».

Para enfatizar la importancia del reciclado, Pagliano apuntó: «Hay que entender que al enterrar los residuos, estamos enterrando dinero que es un recurso que puede volver al proceso productivo y que ayuda a fomentar la economía circular».

¿Qué separo y dónde lo deposito?

  • Bolsas y cartón: Si está seco y limpio, se debe poner en las bolsas naranjas, es decir, residuos secos. Si está mojado, tiene resto de comida, aceite o cemento –caja de pizza por ej.- se depositan en los húmedos porque está contaminado y no se puede reciclar.
  • Packaging (bolsas de alimentos, etiquetas de marcas etc): Si están secas y limpias, se recicla. Bolsa Naranja.
  • Envases de medicamentos: si es la caja o el blíster vacío, sin medicamentos, va en los residuos secos. En caso contrario, si contiene pastillas o remedios, deben depositarse en los contenedores que están en las farmacias.
  • Frascos y botellas: Secos y limpios, van en la bolsa naranja.
  • Envases plásticos: productos de limpieza y/o botellas: Si están secas y limpias, se reciclan. Bolsa Naranja.
  • Papel film: Si está limpio y seco, es reciclable, por lo tanto va a lo seco.
  • Objetos rotos (Cerámica, tasas, macetas): En este caso va a lo húmedo, porque no se recicla.
  • Aerosoles: Siempre que estén secos y limpios, van a la bolsa naranja porque son reciclables.
  • Corcho y tapitas; bandejas de telgopor o plástico, cajas de tetra, útiles escolares, se reciclan, es decir van en los residuos secos. Siempre que estén limpios y secos.
  • Envases de pasta dental, cremas o temperas: Si están limpios por dentro y fuera, a lo seco, de lo contrario, a lo húmedo.
  • Saché de leche o yogurt: Se reciclan en las bolsas naranja.
  • Calzado y ropa: Se reciclan y se colocan en las bolsas naranjas.

HÚMEDOS: Recuerden que todos los materiales orgánicos, ya sea restos de comidas, yerba, cáscaras, van en los materiales húmedos, al igual que los desechos de baños (papel higiénico, toallitas femeninas o húmedas, algodón, pañales, etc).