Una familia denuncia maltratos sobre su hijo en la escuela y quiere manifestarse frente al Centro Cultural Cervantes

La familia Bonetto llamó esta semana a conferencia de prensa para expresarse sobre un conflicto, que tomó conocimiento público en su momento y un cauce legal, sobre un supuesto maltrato del cual fue víctima su pequeño hijo, en la escuela, durante el año 2019.

“Nuestro hijo y también otros niños, sufrieron maltrato por parte de una docente que estaba a su cargo cuando iban a cuarto grado y tenían nueve años. Nosotros recabamos información a través de grabaciones que realizamos con un grabador colocado en la mochila y a partir de eso, se pudo hacer una denuncia, primero ante Dirección y después ante la Región VIII de Educación con asiento en San Jorge del ministerio de Educación”, expresó a los medios Laureano Bonetto, médico odontólogo de la ciudad.

Antes de la nota, acercaron pruebas, escritos y audios a la prensa. “Desde ese momento, esta docente ha sido desplazada de su cargo”, contó Laureano y agregó: “Hoy está sin poder cumplir actividad a cargo de niños o menores de edad, hacia otra escuela de nuestra ciudad, en este caso, una escuela de educación secundaria”.

Amenazas por teléfono

Bonetto declaró que “a partir de ahí, empezamos a recibir amenazas anónimas y también cierto tipo de acoso nominal por parte de esta persona, vía telefónica y mensajes de whatsapp, que no han cesado hasta el momento. Son esporádicos. A veces cada cuatro meses, a veces cada seis. La situación de ella continúa igual que desde su inicio en lo que respecta a su cargo en el ministerio de Educación. La situación es de desplazo por investigación, con inicio de sumario, por mal desempeño de sus funciones”.

Discapacidad

El hijo del matrimonio, que habría sido víctima de los maltratos, sufre diversas patologías de nacimiento. “Es un niño que padece de un trastorno de lenguaje severo, que se llama TEL (Trastorno Específico del Lenguaje). Él entiende, comprende y formula. Él genera lenguaje, a los nueve años, con una competencia de un niño de tres años o de tres años y algo. Además, también es hipoacúsico bilateral. En un oído escucha a partir de los 70 decibeles y en el otro a partir de los 40 y algo, por lo cual se encuentra equipado con audífono”.

Bonetto detalló: “La docente lo maltrató en varias oportunidades, varios días seguidos. Produjo una discriminación hacia él. Hubo enorme cantidad de conflictos con la psicopedagoga que estaba a cargo de realizar la integración de nuestro hijo, es decir, la adaptación de los contenidos curriculares para que él los pudiera asimilar y los pudiera aprender”.

Y resalta: “Esto llega a un cúlmine un día en el que lo deja llorando durante 45 minutos, diciéndole todo el tiempo que a ella no le importa que llore, exponiendo ante sus compañeros la patología que él tiene y diciendo que él tiene un montón de profesionales que están para asistirlo y ayudarlo, cosa que sus compañeros obviamente no tenían por qué escuchar ni tenían porqué saber. Además, esta docente tuvo otros hechos también muy graves hacia otros niños en años anteriores y en el mismo año, y por eso estimo que el ministerio ha decidido lo que ha decidido. Nosotros no lo hemos decidido, sino que ha sido el ministerio. Nosotros simplemente hemos presentado ante quien correspondía, incluido el INADI, las denuncias correspondientes”.

Manifestación frente al Centro Cultural Cervantes

Secundado por su esposa, el Dr. Bonetto manifestó: “Nosotros somos personas muy reservadas y tranquilas, pero lo que nos lleva a exponer esta situación es que el municipio le estaría organizando, porque ella ha repartido gacetillas de prensa e invitaciones a diestra y siniestra, un evento para presentar unos cuadernillos de apoyo escolar en el Centro Cultural Cervantes el próximo viernes a la tarde. No entendemos cómo desde el municipio, se permite esto, estando el intendente Fernando Almada advertido por nosotros, en una reunión oportunamente concedida y a la cual hemos concurrido a comienzos de este año y en la que además ha visto todas las pruebas y ha escuchado las grabaciones. Le hemos dicho que por favor piense en que nosotros somos una familia que no podemos ver que a esta persona se la invite a eventos culturales por parte del municipio, porque su accionar no ha sido el correcto y está en un proceso de investigación”.

Con el gesto ruborizado, el padre del pequeño expresó: “Nuevamente, azorados de cómo se le da el espacio, hemos hablado con el director de Cultura, hemos hablado con el director de Política Educativa y con gente del Área Social del municipio. Durante toda la semana pasada, nos tuvieron a las vueltas, como el burro con la zanahoria por delante, y no han decidido nada, hasta que prácticamente cortaron absolutamente todos los contactos que habíamos establecido y nos ‘clavan el visto’.  Es por eso que nosotros nos vamos a manifestar. Hay otros padres que tienen miedo de hacerlo. Si alguien quiere acompañarnos, nos vamos a estar manifestando frente al Centro Cultural Cervantes a la hora convocada para esta presentación, porque nos parece extremadamente injusto y amoral que desde el municipio se le dé espacio a un docente que está investigado y desplazado de su cargo”.

Y agregó: “No es solamente por nuestro hijo, ni por nosotros, ni por los otros chicos que han pasado esto. Esto le puede tocar a cualquiera. Todos podemos ser vulnerables en algún momento. Todos vamos a ser ancianos en algún momento. Piensen que a los ancianos también los maltratan a veces cuando están a cargo de alguien y muchas veces no se puede probar. Es lamentable que las personas vulnerables sean maltratadas. Nosotros que tenemos capacidad de defensa, tenemos que defenderlos. Y lo vamos a hacer con uñas y dientes”.